Política Destacados

LA CONEXIÓN STORNELLI, CENTENO Y PULLEIRO

«Centeno era el hombre de calle (Servicio de inteligencia) del Coronel Atilio Stornelli, junto con Pacifico», así lo aseguro una alta fuente de la justicia a AEROM Noticias. Oscar Centeno fue quien escribió los supuestos cuadernos de las coimas durante el gobierno K y Jorge Orlando Pacifico quien denunció haber escuchado en un café del microcentro porteño una discusión de ejecutivos de la imprenta  Ciccone, Pacifico se convirtió así en el primer denunciante de la causa Ciccone contra el ex vice presidente Amado Boudou.

El dato no es menor, pues quien relato esto en el día de ayer contó que en un edificio de calle  Mariano Boedo, ubicado frente a la terminal de omnibus de Salta, moraban Centeno y Pacifico junto a otros militares, dicho edificio pertenece al patrimonio residual del banco Hipotecario Nacional, pero fue apropiado en el año 1976, durante la dictadura, por la comandancia de la 5ta brigada mecanizada de montaña con asiento en Salta, ya en la democracia, hasta el día de hoy, se utiliza como patrimonio de una inmobiliaria ilegal cuya recaudación es dividida en los jefes del ejercito local.

«Centeno fue declarado Inimputable»

La fuente nos indica que en los años 1999 y 2000 Centeno protagonizó un escándalo en su departamento al golpear brutalmente a su esposa, al tiempo que los vecinos no llamaron a la policía, sino a la guardia del ejercito haciéndose presentes unos 30 militares en el lugar para sacar a Centeno del departamento. La maniobra de entrar por la fuerza al domicilio de Centeno no se pudo concretar porque Centeno amenazaba con lanzar una granada, tras horas de advertencias y negociaciones, finalmente los militares decidieron entrar por la fuerza, pero no se imaginaban que Centeno cumpliría su amenaza, arrajando a los soldados la granada, pero que finalmente no detonó, por estar vencida. Luego de esto, Centeno fue arrestado y llevado a los cuarteles del ejercito, poco tiempo después salió en libertad porque «fue declarado inimputable», luego apareció como chofer de Roberto Baratta en un extraño pasamanos de choferes.

El coronel Atilio Stornelli, padre del Fiscal, fue el jefe de inteligencia del Ejercito en Salta, hasta entrada la democracia, teniendo a sus hombres de confianza Centeno y Pacifico, desplegados en el territorio.

Juan Manuel Pulleiro, ex jefe del Ejercito Salta, también sigue la misma linea de acción e ideológica de su antecesor Atilio Stornelli, negacionista del terrorismo de estado y antiperonista, ahora se prepara para ser ministro de seguridad de Gustavo Adolfo Saenz, quien, según él, se tomo un «café casual» con el Fiscal Stornelli este verano en Pinamar, con la casual presencia de Marcelo D’Alessio.

AEROM Noticias

También te puede interesar