13 julio, 2020

SOLO COMPRAR AMBULANCIAS NO BASTA PARA MEJORAR UN SISTEMA DE SALUD DEPLORABLE

SALTA.- El gobierno de Salta, desde que asumió en Diciembre de 2019 compró unas 40 ambulancias, pero el sistema público de salud de la provincia presenta serias deficiencias de personal médico, auxiliares y equipamiento médico.

La gestion del anterior gobierno, encabezado por Urtubey, compró más de 180 ambulancias en su gestión, sin embargo las deficiencias del sistema de Salud se incrementaron con el aumento de la demanda de una creciente población.

El ejemplo claro es que en la Ciudad de Orán, el hospital San Vicente de Paul, que es un nosocomio regional para tres departamentos, no tienen personal medico en las especialidad oncología y cardiología, entre otras, cuando debe atender a una población de más de 130 mil habitantes.

El hospital de Oran, tiene 7 respiradores artificiales, pero ninguno funciona, en los hospitales de localidades aledañas, no hay respiradores artificiales.

Los hospitales Eva Peron (Yrigoyen) , San Roque (Embarcación), Elias Anna (Colonia Santa Rosa), están reducidos a «simples salas dispensarios», en donde los enfermeros y ocasionales médicos de guardia, solo atienden urgencias «solucionando con Dexametasona y Buscapina cualquier síntoma de las personas», para el caso de fracturas, los pacientes deben ser trasladados hacia Oran para proceder a ser enyesados u otras practicas.

En el departamento San Martín, el hospital de referencia es el Juan Perón, de la ciudad de Tartagal, allí la dura realidad es la misma que la de Orán. Hace dos días, el director del Hospital dijo que en la ciudad de Tartagal había circulación comunitaria de Coronavirus, al haber sido infectado un medico que atendía en ese nosocomio. Rápidamente la ministra de Salud provincial, Josefina Medrano, intentó silenciar al profesional, lo que quedó evidenciado ante toda la prensa y, solo mostró el grado de improvisación del comité de emergencia y el gobierno provincial en materia de Salud Pública.

El negocio rápido es comprar ambulancias, pues no hay concursos de precios, no hay licitaciones públicas, no hay quien controle los gastos ocasionados, al igual que ocurría con Juan Manuel Urtubey. Por el contrario, nombrar médicos no genera dinero de retornos, no genera negocios espurios, solo genera bienestar en la sociedad, pero aumenta el gasto mensual de la provincia, gasto que por cierto el ministro de Economía de la provincia, Roberto Dib Ashur, se comprometió a bajar, eliminando el déficit anual de 5 %. El brutal recorte, en estos seis meses, llegó a 4.000 millones de pesos, por eso no hay médicos Oncólogos y Cardiólogos en el interior de la Provincia. Por eso es ganancia comprar ambulancias y no nombrar médicos y personal.

Redacción AEROM NOTICIAS

Compartí